PERIÓDICO IMPULSO

SÍNDROMES GERIÁTRICOS

Por: Dra. Adriana Orozco.

1/10 DETERIORO COGNITIVO

(Segunda parte)

Hola queridos lectores, continuando y finalizando con el tema número 1 “Deterioro cognitivo”, de los Síndromes Geriátricos, con unas indicaciones para aquellas personas mayores que presentan este problema de manera ya avanzada que por muy grave que sea el daño sucedió en ellos aún conservan capacidades que puedan ser cuidadas.

 Los cuidados son los siguientes:

  • Mantener en lo que sea posible, cada instante las actividades básicas de la vida diaria como son el comer solo, ir al baño, lavar platos, de manera superficial tender su cama y otras actividades que de manera individual ellos(as) realizan de manera rutinaria.
  • Prevenir la inmovilidad a través de:

a) Movilizaciones Activas.

Como caminar, levantar peso ligero con bolsas de medio kilo de frijoles o arroz crudo, latas de chiles, etc.

B) Movilizaciones Pasivas.

Con la ayuda de otra persona ya sea moviéndoles suavemente uno las piernas y brazos varias veces al día.

  • Siempre evitar lo más posible que en casa se les aplique suero innecesario, sondas vesicales o alimenticias no terapéuticas, tapetes, cables de teléfono o televisión, juguetes de nietos tirados en el suelo, pisos mojados, escalones, etc.
  • Es muy importante mantenerlo activo con sus intereses personales como escuchar la radio, leerles el periódico o libros del agrado de ellos.
  • Darles la oportunidad de que ellos les interrumpan la lectura con algún comentario poco comprensible, ya sea dentro o fuera de contexto. Tenerles mucha paciencia.
  • Colocar siempre a la vista sus pertenencias que le dan apego o arraigo a su pasado como fotografías familiares, algún adorno de mesa, piezas de vajilla.
  • No olvidar hacerles el reloj con manecillas y números visibles, anotar diariamente en una hoja o cartulina del día de la semana, el mes y año.
  • Si es posible, procurar que su adulto mayor le repita la información que le está proporcionando.
  • NO corregirlos en ningún momento, siempre sonreírles y tratarlos con mucho amor para hacerlos sentir que todo está bien, ya que de está manera, se les disminuye de manera muy notoria, que el grado de ansiedad al que ellos siempre están sometidos
  • Conversar con ellos sin hacerles preguntas que le ocasionen angustia.
  • Tratarlos con mucho cariño y paciencia.
  • Hacerlos sentir valiosos.

Para contacto, preguntas y sugerencias: [email protected]